Fin de semana

Invierno en la Calderona. De Altura a Llíria

0 votos

Llíria - Valencia

Este viaje empieza por el final. Al regresar a Llíria volvimos a ver los robustos sillares romanos del Pla de l’Arc y la preciosa escuela de Sant Vicent Ferrer. Antigua, claro; los modernos hacemos barracones. Atrás, el es

Pero empezamos en Altura con el último aliento glacial de Siberia descargando sobre nuestras coronillas. Se habían bajado hasta aquí todos los petirrojos del continente y se desentumecían saltando de peña en peña. A veces, al tratar de beber en una charca, se estrellaban contra la costra de hielo. Lo vi. Como vi carámbanos en la fuente (acallada por la congelación de la Alameda y en la del Rebollo, que ya empezaba a destilar rumores y humores) y a una agachadiza, eso me pareció, levantar su potente vuelo desde el fondo del barranco seco donde se vierten los dos hilos de agua pertenecientes a Gátova. Los muchos almendros de este secano fino y en suave elevación, estaban cuajados de flor turronera y albar: no eran visibles los desgarros del hielo en su carne de primera comunión, aunque los males pueden cursar ocultos. Olivos más que centenarios y un poco abandonados a su ancianidad se inclinan en el mismo borde del bancal con el que mantienen una meritoria dialéctica de sujeción y derribo.

 

La berrea del brezo

En esta carretera me enteré de la liquidación de Bin Laden, es lo que tiene la radio, pero, como todas las vías hermosas, está sola y librada a la belleza. A mitad de camino, una hermosa masía en restauración (La Rodana), y un poco antes, a la izquierda, sale el camino de Rodana a Valero, una carretera asfaltada, pese al nombre, que lleva a un gigantesco vivero de tuyas, cipreses, palmeras y olivos viejos embutidos en una maceta, como un barco en una botella, como un guerrero montañés en un hospital de mutilados. Con sus ramas feroces repeladas como la nuca de un soldado de leva. Por todo el camino hasta el portillo de Chirivilla y más allá, los olivos, peinados por el viento, hacen aguas con la luz azul reflejada en el satén de sus hojas. Los montes rojos se maquean con el esplendoroso terciopelo de la garriga primordial, abejera, zumbona. Estalla el cromo de las aliagas, empieza la berrea rosa del brezo, el clamor blanco de los almendros.

Uno tiende a creer que las floraciones de invierno serán emboscadas, conspiración de umbría, pero, hermano, estás en la selva de Dionisos y sus jugos seminales penetran los cuarzos rotos, las enjutas calizas y las pirámides de piedra rodena, que amontonan sillares sin tallar: estalla la tormenta perfecta de las mimosas en los primeros chalets de Olocau. Atrás queda la hermosa Gátova (aragonesa de alzado, morisca de planta), un lujo de laberintos. Un viento oblicuo y agrio agita las aguas de un gran embalse de riego en las afueras de Olocau, pero a nosotros nos espera el pan y el vino del hostal de l’Arquet. Tengo la panza vacía y la cabeza zarandeada por un torrente impresionista.

 

• Dormir

casas rurales

les eres

Gátova. Siete casas rurales no compartibles. De una o dos habitaciones. De 70 a 100 euros por casa.

Teléfono 639 267 054.

 

mas de la pinaeta

Gátova. Cinco viviendas rurales no compartibles, con capacidad total para 30 personas. 25 euros por persona y noche.

Teléfono 963 635 570.

•Comer 

Restaurantes

l’arquet

Olocau. Restaurante de agradable atmósfera y buen trato. Terraza. Hostal y bar. Especialidad en carnes. Caza y hongos, en temporada. Buena relación calidad/precio.

Teléfono 962 739 814.

Galería de fotos

Mapa

Canal Esquí

Esquí alpino

Toda la información sobre la nieve

Consulta la información más completa de las estaciones de esquí, consejos, , snowboard, viajes...

Actualidad

Los 10 pueblos con las vistas más bellas del mundo

Estas villas están situadas en la cima de una montaña o enclavados en un acantilado

Grandes vistas en Santa Llúcia

La ermita de Santa Llúcia y Sant Benet de Alcossebre está en plena serra D'Irta y cuenta con el distintivo de BIC - Son tres caminos los que pueden tomar para hasta llegar al lugar más característico y visitado de esta localidad del Baix Maestrat


Cine Kinépolis Valencia

Cine Kinépolis Valencia

Un multicine con amplia y variada programación en 24 salas. Los cines Kinépolis de Paterna destacan por su calidad de imagen y de sonido.
Cartelera del Cine Kinépolis Valencia